Entradas Populares

La Elección Del Editor - 2019

Cómo mejorar la inmunidad del niño.

La inmunidad es la capacidad del cuerpo para soportar diversas infecciones. La inmunidad es el resultado del sistema inmunitario y se forma en el proceso de su interacción en varios microbios o sus fragmentos. En los niños, la inmunidad tiene una serie de características y desventajas que hacen que los niños sean más susceptibles a muchas infecciones. Es necesaria una mayor inmunidad en todos los casos de inmunodeficiencia (niveles reducidos del sistema inmunitario). En los niños, las causas de la inmunodeficiencia pueden ser: desnutrición, estrés, deficiencias de vitaminas, enfermedades crónicas de los órganos internos. Para estimular la inmunidad en niños, se realizan correcciones nutricionales, endurecimiento, tratamiento con multivitaminas e inmunoestimulantes.

¿Qué es la inmunidad?
La inmunidad es la resistencia natural de un organismo a una infección. La inmunidad es el resultado del sistema inmunológico, que produce una serie de factores que resisten las infecciones y bloquean su desarrollo en el momento de su penetración en el cuerpo.
Hay dos tipos de inmunidad. La inmunidad puede ser específica y no específica. La inmunidad específica es estrictamente individual para cada persona y depende de las enfermedades sufridas por una persona en el pasado o de las vacunas que reciba. La inmunidad específica ocurre después de una enfermedad (inmunidad contra la varicela) o después de la vacunación (inmunidad después de la vacunación contra la difteria, el tétanos, la tos ferina, etc.). La inmunidad específica solo funciona contra una infección específica que causó el desarrollo de la inmunidad, y no puede proteger a una persona de otras infecciones (por ejemplo, un niño vacunado contra la difteria probablemente nunca contraiga la difteria, pero tiene todas las posibilidades de desarrollar tos ferina).
La inmunidad no específica, por el contrario, es casi la misma para todas las personas. La inmunidad inespecífica protege al cuerpo de muchas infecciones no específicas (la mayoría de las infecciones bacterianas causadas por microbios patógenos de manera condicional, como bronquitis, otitis, dolor de garganta, pielonefritis, etc.).
En los niños, el sistema inmunológico no está tan completamente desarrollado como en los adultos, lo que a su vez explica la mayor susceptibilidad de los niños a muchas infecciones.

¿Cuáles son las características de la inmunidad en los niños?
La inmunidad de los niños tiene una serie de características que los hacen más vulnerables a la mayoría de las infecciones.
Los recién nacidos y los niños de hasta 6 meses de edad están protegidos contra muchas infecciones por inmunoglobulinas de clase G (IgG) que ingresan a su sangre durante el desarrollo intrauterino de la sangre de la madre. Después de 6 meses, el stock de inmunoglobulinas maternas en la sangre del niño se seca, lo que lo hace más susceptible a muchas infecciones. La producción normal de sus propias inmunoglobulinas en el cuerpo de los niños comienza solo a la edad de 6-7 años, y la inmunidad celular (células del sistema inmunológico) se forma hasta la pubertad.
A medida que crece y se desarrolla (principalmente debido a las vacunas), el niño se encuentra con varios microbios y adquiere inmunidad específica para ellos.
La inmunidad no específica en niños brinda protección contra muchas infecciones que un niño enfrenta todos los días. La susceptibilidad del niño a diversas enfermedades depende del estado de inmunidad no específica. Los niños inmunocomprometidos sufren más a menudo de niños inmunocomprometidos.

¿Qué determina la fuerza de la inmunidad del niño?
La fuerza (efectividad) de la inmunidad de un niño depende de muchos factores. Así, el estado de inmunidad específica está determinado principalmente por la vacunación del niño. Hoy en día, gracias a la vacunación (vacunación), millones de niños en todo el planeta adquieren inmunidad natural contra muchas enfermedades graves. El estado de inmunidad no específica (es decir, la resistencia general del cuerpo del niño) es casi independiente de las vacunas. Por ejemplo, un niño que ha recibido un conjunto completo de vacunas a menudo puede tener dolor de garganta, bronquitis, neumonía, otitis y otras enfermedades causadas por microbios comunes que no están inmunizados. El estado de inmunidad no específica del niño refleja el estado general de su cuerpo y depende principalmente de:

La calidad de la nutrición infantil. - La nutrición del niño debe proporcionarle todos los nutrientes, vitaminas y minerales necesarios para el crecimiento y desarrollo. La falta de uno o más nutrientes socava el sistema inmunológico y debilita las defensas inmunológicas del niño. Cabe destacar que la calidad de los alimentos depende directamente de su diversidad. Solo una dieta variada (productos de origen vegetal y animal) puede dar al niño toda la gama de nutrientes que necesita.

Condiciones de vida de un niño.La atmósfera psico-emocional en la familia, el jardín de infantes y la escuela, la comodidad y el bienestar de la vida determinan la calidad de vida del niño y, por lo tanto, el nivel de desarrollo de su sistema inmunológico. Solo un niño que, además de todos los alimentos necesarios, reciba amor, afecto y cuidado de sus padres, puede ser saludable.

Órganos internos El cuerpo del niño determina la eficacia de su sistema inmunológico. El sistema inmunológico no puede funcionar normalmente si al menos uno de los órganos internos del niño no funciona como debería o está afectado por la enfermedad. Se observa una disminución persistente de la inmunidad en niños que padecen enfermedades crónicas de los órganos internos (gastritis, pielonefritis, enterocolitis, disbacteriosis intestinal, etc.)

¿Cómo entender si la inmunidad de un niño funciona correctamente y necesita medicamentos que estimulen la inmunidad?
El uso de agentes inmunoestimulantes se justifica solo en casos de inmunodeficiencia (disminución real y a largo plazo de la actividad del sistema inmunitario). Los signos de inmunodeficiencia pueden ser los siguientes fenómenos:

    El niño se enferma con frecuencia (resfriados más a menudo 6 veces al año)

Los resfriados comunes en un niño son graves, con muchas complicaciones (otitis, angina)

El niño responde mal al tratamiento, la enfermedad tarda más de lo habitual.

Si el niño muestra signos de inmunodeficiencia, se lo debe mostrar a un médico. La evaluación real del sistema inmunológico del niño es una tarea difícil, que solo puede ser resuelta por un inmunólogo especialista, un médico que se ocupa de los problemas de inmunidad.
De acuerdo con las pautas actuales, el uso de agentes inmunoestimulantes (ver a continuación) se muestra solo en niños con pruebas de laboratorio de inmunodeficiencia comprobada. Al mismo tiempo, se recomiendan métodos no específicos para mejorar la inmunidad (preparaciones multivitamínicas, corrección nutricional, endurecimiento) para todos los niños.

¿Cómo elevar la inmunidad de un niño?
Medidas generales (no específicas) para elevar la inmunidad. El sistema inmunológico humano es uno de los más estables y cerrados de las influencias externas de los sistemas del cuerpo humano. Si se crean todas las condiciones para el desarrollo y el funcionamiento del sistema inmunológico, la inmunidad se mantendrá automáticamente en el nivel adecuado. El principio fundamental de estimular la inmunidad en un niño es garantizar condiciones normales para el desarrollo y el funcionamiento del sistema inmunitario (ver más arriba). Por lo tanto, lo primero que se debe hacer en el caso de determinar los signos de inmunodeficiencia en un niño es verificar si las condiciones de vida del niño, así como el estilo y la calidad de los alimentos corresponden a los estándares necesarios. En caso afirmativo, el niño debe ser mostrado al pediatra y someterse a un examen básico:

    Examen general de sangre

Análisis de orina

Prueba bioquímica de sangre

Consulta médico ENT

Análisis de heces para disbiosis y huevos de helmintos.

En algunos casos, ecografía de los órganos abdominales.

Estos exámenes no son costosos y con frecuencia son suficientes para establecer la verdadera causa del deterioro del sistema inmunitario (enfermedades crónicas de los órganos ORL (sinusitis crónica, adenoides, amigdalitis crónica), disbiosis intestinal, pielonefritis crónica), cuya eliminación permitirá que la inmunidad del niño vuelva a la normalidad.

El endurecimiento como medio para mejorar la inmunidad.
El endurecimiento se considera un medio eficaz para mejorar la inmunidad en niños y adultos. El endurecimiento de los niños debe llevarse a cabo en forma de un juego, a partir de los 3-4 años de edad. En ningún caso no puede obligar a un niño a endurecerse o realizar procedimientos contra su voluntad. Comienzo del endurecimiento con ejercicios matinales. Es muy importante que en el momento de la clase el niño esté vigoroso y adormecido. Simultáneamente con el niño, los padres también deben hacer los ejercicios (el niño aprende de los padres). Después de 10-15 minutos de ejercicios restauradores de luz, puede ir a los procedimientos de agua: frotar el torso, los brazos y el cuello con agua durante 3-4 minutos (al principio puede y menos). Primero, el agua a temperatura ambiente se usa para procedimientos con agua (22-25 C). Luego, la temperatura del agua se reduce gradualmente (hasta 18-16 C y por debajo). Después de frotar con agua, seque la piel con una toalla y frótela hasta que aparezca una sensación de calor. Durante el agua, los procedimientos deben ser monitoreados para asegurar que el niño no se congele. Después de los procedimientos en el agua, viste al niño con ropa abrigada (lo mejor es un jersey de lana que no sea áspero).
El uso de preparaciones multivitamínicas para aumentar la inmunidad. Numerosos estudios han demostrado que el estado del sistema inmunológico del cuerpo y la resistencia del cuerpo a las infecciones dependen en gran medida de la ingesta de cantidades suficientes de vitaminas y minerales. Se sabe que los niños necesitan mayores cantidades de vitaminas y minerales que los adultos (estas sustancias se gastan intensamente en el proceso de crecimiento) y, por lo tanto, tienen más probabilidades de desarrollar hipovitaminosis con inmunodeficiencia posterior. Por lo tanto, se recomiendan preparaciones multivitamínicas adaptadas para niños para la estimulación no específica de la inmunidad en niños. Las multivitaminas deben tomarse durante los períodos de mayor riesgo de hipovitaminosis (invierno-primavera). Es mejor discutir la elección de una preparación multivitamínica específica con un pediatra que esté observando a un niño.

Uso de agentes inmunoestimulantes.
Por definición, las sustancias inmunoestimulantes aumentan la actividad del sistema inmunológico del cuerpo y lo ayudan a combatir las enfermedades. Hoy en día hay una gran cantidad de una gran variedad de agentes inmunoestimulantes, sin embargo, desafortunadamente, esto no resuelve el problema de su uso. La pregunta principal relacionada con el tratamiento de un niño con inmunomoduladores es: ¿el niño realmente necesita este medicamento? Como hemos dicho anteriormente, la designación de medios para aumentar la inmunidad se justifica solo en casos de inmunodeficiencia comprobada del niño. Debido al hecho de que solo un especialista puede determinar el estado de la inmunodeficiencia, la administración de medicamentos para estimular la inmunidad también cae dentro de su competencia.

Inmunoestimulantes (inmunoestimulantes)
Existen los siguientes grupos de productos utilizados para mejorar la inmunidad:

Grupo de interferon (interferón leucocitario humano, Viferon, Grippferon, etc.). Los interferones son sustancias biológicamente activas que tienen la capacidad de inhibir y bloquear el desarrollo de infecciones (principalmente virales). El efecto inmunoestimulante del interferón es especialmente útil en el tratamiento de infecciones virales respiratorias agudas en niños. Numerosas observaciones clínicas han demostrado que el uso de medicamentos como, por ejemplo, Viferon en los primeros días de la enfermedad puede reducir significativamente la duración de la enfermedad y prevenir en gran medida la aparición de complicaciones. Para obtener el mayor efecto, los medicamentos del grupo de interferones deben tomarse en las primeras horas de la enfermedad (en el momento de los primeros síntomas de resfriado).

Inductores de interferón endógenos (Amiksin, Tsikloferon, Anaferon, Arbidol) son un grupo de medicamentos que estimulan la producción del propio interferón del cuerpo, que tiene una pronunciada acción antiinfecciosa e inmunoestimulante. Los inductores de interferón se recomiendan para infecciones virales respiratorias agudas (así como preparaciones de interferón desde las primeras horas de la enfermedad), así como para muchas otras enfermedades virales (hepatitis viral, etc.).
Las preparaciones de interferón y los inductores de la síntesis de interferones endógenos no pueden tomarse simultáneamente. Por lo general, a los niños en las primeras horas de la aparición de los síntomas de resfriado o gripe, a los niños solo se les receta uno de los medicamentos. El tratamiento con el medicamento elegido se continúa durante varios días. El tratamiento con fármacos con interferón o inductores de la síntesis de interferones endógenos durante el período de recuperación (en el caso de ARVI) o con fines profilácticos es ineficaz, con la excepción del fármaco doméstico inmunoestimulante Derinat, que se ha demostrado no solo como un curativo eficaz, sino también como un profiláctico confiable. Las características de este medicamento incluyen: una forma conveniente de administración (Derinat se inculca en las fosas nasales), la ausencia casi total de efectos secundarios y la posibilidad de usar en pediatría, a partir del momento en que nació el niño. El inmunoestimulador Derinat, además de aumentar la producción de sus propios interferones en el cuerpo humano, aumenta el efecto de los medicamentos antivirales que se toman con él, reduciendo en muchos casos la duración de ARVI y la gripe y protegiendo al niño del posible desarrollo de complicaciones.

Medios para aumentar la inmunidad de origen bacteriano. (Bronquimney, Broncho-Vaskom, IRS 19, Imudon, Biostim, Likopid, Ribomunil) - contienen fragmentos de bacterias de agentes infecciosos (estafilococos, hemophilus bacillus, pneumococcus, streptococcus) que no tienen ningún peligro infeccioso, pero tienen una importante acción inmunoestimulante. Estos fondos aumentan la inmunidad local y general y se recomiendan para el tratamiento de infecciones respiratorias agudas (durante todo el período de la enfermedad), así como para el tratamiento de enfermedades crónicas de los órganos ENT (faringitis, amigdalitis, sinusitis, etc.). Además, se demostró que los inmunomoduladores bacterianos aumentan la eficacia de las vacunas y, por lo tanto, se recomiendan durante la vacunación de rutina.

Medios para mejorar la inmunidad de origen vegetal. (Preparaciones de Echinacea purpurea - Inmunales, preparaciones de ginseng, vid de magnolia china, etc.) - están hechas de plantas medicinales con efectos inmunoestimulantes y adaptogénicos. Las preparaciones de Echinacea purpurea (Echinacea of ​​Dr. Tais, Immunal, etc.) tienen el mejor efecto estudiado y efectivo. Se administran a los niños con inmunidad (y otras preparaciones de equinacea) para el tratamiento de infecciones virales respiratorias agudas y para la prevención de resfriados. El curso de tratamiento preventivo con un medicamento inmunitario generalmente se realiza a principios de otoño o en invierno, antes del inicio de una epidemia de viroz, o antes de enviar a su hijo al jardín de infantes o a la escuela. La duración del curso de tratamiento preventivo con inmunoterapia no debe exceder de 2 meses.
En Rusia, Inmunal es el inmunoestimulante más popular. La eficacia de Immunal en el tratamiento del SARS en niños ha sido comprobada por varios estudios clínicos.

Tratamiento de drogas inmunal

Indicaciones

Grupos de edad

Dosificación

Tratamiento de infecciones respiratorias agudas (gripe, resfriado, bronquitis).

Niños mayores de 12 años.

1 tableta 3-4 veces al día o

2,5 ml de jarabe 3 veces al día.

Niños de 6 a 12 años.

1 tableta 1-3 veces al día o

1.5 ml de jarabe 3 veces al día.

Niños de 1 a 6 años.

1 ml de jarabe 3 veces al día.

Prevención de enfermedades respiratorias superiores.

Curso 1-1.5 meses antes del inicio de una epidemia de ARVI.

Para fines preventivos, se recomienda tomar Immunal 3 veces al año en cursos de 1 a 1.5 meses (no más de 8 semanas). Dado que el efecto máximo de Inmunal se desarrolla después de aproximadamente 1 semana, el curso del tratamiento antes del aumento estacional o epidémico en la incidencia de ARVI debe iniciarse de antemano.

Medios para aumentar la inmunidad de la glándula timo. (Thymus) (timalina, taktivin, timaktid, timostimulin, vilozen, etc.) se utilizan actualmente con moderación. Esto se debe principalmente al hecho de que el uso de inmunomoduladores hechos sobre la base de la glándula del timo requiere exámenes preliminares especiales. Estos medicamentos solo pueden usarse bajo la supervisión de un inmunólogo.

¿Cómo elegir un medicamento para mejorar la inmunidad?
La elección de un medicamento para aumentar la inmunidad en un niño y el comienzo de su uso deben basarse en los siguientes principios:

    El niño tiene signos de inmunodeficiencia.

Se excluyeron todas las posibles causas de inmunodeficiencia.

Se tomaron medidas no específicas de estimulación del sistema inmunológico (endurecimiento, corrección nutricional multivitamínica), pero no dieron resultados.

El medicamento inmunoestimulante está aprobado para su uso en niños de esta edad (consulte las restricciones de edad para el uso de medicamentos)

El tratamiento inmunomodulador se lleva a cabo de acuerdo con el esquema (dosis y frecuencia de administración) de acuerdo con la edad del niño.

Su médico aprueba el uso de este medicamento o, al menos, le informa de su intención de administrarle este medicamento al niño.

Siempre es mejor hablar sobre la elección de un inmunomodulador para un niño con un médico.
El tipo de inmunomodulador debe coincidir con la enfermedad. (Ver Drogas que estimulan la inmunidad). Например, при ОРВИ могут использоваться препараты интерферонов и растительные иммуномодуляторы. Препараты интерферонов (Виферон) или индукторы интерферонов (Амиксин) эффективны только в начале ОРВИ. Растительные препараты (Иммунал) могут использоваться как для лечения, так и для профилактики ОРВИ.

Video preparativos para mejorar la inmunidad en niños.

Consejos inmunologistas sobre cómo mejorar la inmunidad del niño.

En temas de salud hay que consultar con expertos. La primera persona a la que recurrir es un pediatra. Él prescribirá las pruebas necesarias, dará recomendaciones sobre tomar medicamentos. A veces es necesario consultar a un inmunólogo que le recetará un tratamiento; si es necesario, una investigación adicional le indicará en detalle cómo mejorar la inmunidad del niño. ¿Cuándo debo contactar a un inmunólogo?

  1. El niño estuvo expuesto al SARS más de 6 veces al año o hubo complicaciones después de la infección.
  2. A menudo otitis media, neumonía, neumonía, bronquitis.
  3. En las enfermedades, la temperatura no sube (el cuerpo no combate el virus).
  4. Alergia
  5. Nódulos linfáticos agrandados en el cuello o las axilas.

Algunos consejos inmunólogos sobre cómo mejorar la inmunidad del niño:

  1. Haga ejercicios matutinos, deportes, juegos al aire libre durante el día.
  2. Más vitamina C en la dieta (té de jengibre, miel, limón). Obtener ácido ascórbico en una farmacia.
  3. Danos más bayas frescas, frutas, verduras, verduras.
  4. Temperiza a los niños y sal a pasear en cualquier clima. Haga una ducha de contraste, no intente amortiguar al niño y acostumbre a tomar bebidas frías.
  5. Vacunación estacional.

Cómo mejorar la inmunidad de los remedios populares infantiles.

Tratamiento natural para fortalecer eficazmente el sistema inmunológico del organismo. Un padre no tiene que acudir a la farmacia para obtener fondos caros. ¿Cómo puedo mejorar la inmunidad del niño con la ayuda de la medicina tradicional?

  1. El ajo y la cebolla. Incluso el aroma de estos vegetales ayuda a matar bacterias, virus. Agregue el ajo o las cebollas finamente picadas que pueden estar en los platos, o se descomponen en la casa.
  2. Productos lácteos. Saturadas con bifidobacterias y lactobacilos beneficiosos, que establecen la microflora intestinal. El calcio contenido en el yogur, queso, masa fermentada, también ayuda a fortalecer los huesos.
  3. Limón Si no hay alergia a los cítricos, siéntase libre de agregar un poco de limón a la dieta.
  4. Nueces Mezcla diferentes tipos de nueces o una con miel, comamos la dulzura útil del bebé. La miel también es un excelente medio para mejorar la inmunidad: elegir la variedad de trigo sarraceno o lima.
  5. Caldos y bebidas de frutas. La rosa mosqueta, la manzanilla, la grosella, el arándano en las bebidas son muy útiles para mejorar la salud y proteger contra las infecciones.

Cómo mejorar la inmunidad del niño tras los antibióticos.

El uso de antibióticos ayuda a hacer frente a las enfermedades, pero no pasa por el cuerpo sin dejar rastro. Se reduce la protección del sistema inmunológico, se destruye la microflora del estómago, por lo que se debe restaurar la fuerza del niño después de tomar los medicamentos. Qué medidas se deben tomar después de un tratamiento con antibióticos:

  1. Consulte a un médico acerca de tomar medios para restaurar la microflora intestinal y las defensas del cuerpo. Esto no es solo medicamentos, sino también productos lácteos.
  2. Los remedios naturales se encuentran entre los más efectivos. Esto es
    • decocciones y tés (limoncillo, rosa silvestre, jengibre, equinácea),
    • cariño
    • aloe
    • limon
  3. Reconsidere su dieta: dé menos alimentos con alto contenido de grasa, azúcar y especias. Es mejor equilibrar los alimentos y utilizar solo el proceso de cocción o vaporización para el procesamiento. Los productos lácteos, los platos deben estar en el menú más.
  4. La mañana debe comenzar con la carga, y durante el día deben ser juegos al aire libre.
  5. Endurece al niño, no evites caminar al aire libre, visita el baño.
  6. La eliminación de toxinas está bien hecha con abundante agua potable.

Cómo mejorar la inmunidad de un niño de 2 años en casa.

Antes de fortalecer el sistema inmunológico del niño con la ayuda de diversos medios, elimine las situaciones estresantes de su vida. Asegúrate también de que la comida esté equilibrada. Los caldos y las infusiones con un sabor específico no siempre pueden ofrecerse al bebé, es posible que no los tome en absoluto. ¿Cómo aumentar la inmunidad de un niño 2 años en este caso? Dulces saludables te ayudarán. Receta:

  1. pasas, albaricoques secos, picar nueces,
  2. Añadir un poco de miel, jugo de limón,
  3. mezclar, almacenar la mezcla en el refrigerador:
  4. Tres veces al día, déle al bebé una cucharadita de esta composición.

Cómo mejorar la inmunidad de un niño en 3 años antes de kindergarten

El amor es lo que un padre adulto puede darle a su bebé en cualquier momento, y esta será la mejor cura para las infecciones. Cuando un niño se siente bien cuidado, calurosamente, el jardín de infancia no es terrible para él, no estará enfermo e incluso las tensiones no amenazan. Comience la mañana con una carga de seguro, obtengamos más vitamina C y bayas frescas, verduras, frutas. El descanso y los juegos activos se alternan, asegúrate de dar un paseo en un nuevo descanso. Asegúrese de seguir las reglas de higiene personal, después de cada paseo por la calle, al ir al baño, enseñe a los niños a lavarse las manos.

Cómo aumentar la inmunidad del niño en los 4 años posteriores a la enfermedad.

Cuando el bebé está enfermo, su cuerpo está significativamente debilitado y es necesario prevenir la reinfección. Lo que mejorará la condición:

  1. Ventile las habitaciones de la casa, haga cuidadosamente la limpieza en húmedo, limpie el polvo.
  2. Mantenga la higiene de su hijo en casa y en un paseo, para no reponer las “reservas” de virus y bacterias patógenas.
  3. Necesitas beber más líquidos, comer bien, comer menos dulce, frito, graso, harina.
  4. Un buen estado de ánimo afecta en gran medida la fuerza de la defensa del cuerpo, así que use los juegos activos que le gustan a su hijo.

Fortalecimiento de la inmunidad en los niños: medicamentos y remedios populares para mantener el cuerpo del niño

Qué tan duros son los padres de la enfermedad de los niños, especialmente cuando son alérgicos a muchos medicamentos. La situación a veces se ve como desesperada, pero la situación se puede corregir. Es necesario fortalecer la inmunidad del niño, y entonces él no tendrá miedo de los resfriados y la inflamación. Hay muchas maneras diferentes de hacer esto. Vale la pena conocerlos.

Cómo elevar la inmunidad del niño a una nutrición adecuada.

Un papel especial en el fortalecimiento de la inmunidad en los niños es la organización de la nutrición. Los padres deben saber acerca de los productos que reducen las fuerzas protectoras. Es inaceptable darle papas fritas, comida rápida, beber refrescos dulces. Es necesario excluir de la dieta los alimentos cocinados al asar y los productos que reducen la inmunidad:

  • la leche de vaca es un alérgeno fuerte,
  • azúcar que destruye la microflora,
  • comida enlatada
  • pepinillos
  • Salchichas, embutidos.

¿Cómo apoyar la inmunidad del niño con una nutrición adecuada? El menú debe contener alimentos que contengan proteínas, minerales, grasas, vitaminas, carbohidratos. Debe introducirse en la dieta:

  • verduras - calabacín, coliflor, pimienta,
  • frutas - peras, cítricos, arándanos,
  • productos lácteos,
  • pescado
  • carne magra
  • frijoles
  • cereales
  • huevos
  • pasas, ciruelas
  • pan de centeno
  • queso

Inmunización inmunización

Los médicos han desarrollado un programa especial según el cual los niños de cierta edad deben ser vacunados. Después de la vacunación, se produce inmunidad artificial. Hay mucha discusión en torno a la cuestión de si hay que vacunar o no. Una cosa está clara: los niños que se han vacunado se enferman con menos frecuencia y, si sucede, sufren la enfermedad con mucha más facilidad.

Es muy importante que los padres se preparen para el invierno y la primavera, cuando el niño está enfermo con más frecuencia debido a la hipotermia. Incrementar las defensas depende de muchos factores. Efectivos son:

  • cumplimiento del régimen
  • sueño saludable
  • Exclusión del estrés en los niños.
  • juegos activos, deportes,
  • eliminación del sobrecalentamiento,
  • tomando vitaminas
  • Uso de medicamentos para fortalecer el sistema inmunológico.
  • Uso de remedios populares.

Vitaminas para la inmunidad.

Las preparaciones complejas que contienen microelementos y vitaminas ayudan a fortalecer las defensas del cuerpo. Protegen a los niños de las infecciones, promueven el desarrollo de anticuerpos. Con su participación, las células inmunitarias están protegidas de la destrucción. Tales medios son populares:

  • Pikovit
  • Multi-tabs,
  • El abecedario
  • Niños vitrum,
  • Kinder Biovital,
  • VitaMishki,
  • Greeve
  • Aceite de pescado,
  • Multivitamol.

Preparaciones farmacéuticas para la inmunidad.

Los preparados hechos a base de ingredientes herbales naturales se pueden comprar en las farmacias. Estas incluyen las tinturas de alcohol que los pediatras recetan a los niños, comenzando con unas pocas gotas, para probar el medicamento para detectar alergias. La droga se diluye con agua. Las tinturas son efectivas:

Pastillas para la inmunidad.

Entre los medicamentos, a los niños se les recetan píldoras para fortalecer sus defensas, teniendo en cuenta la edad, la condición corporal y la enfermedad. Buena ayuda

  • enfermedades virales - Cycloferon, Grippferon,
  • para los bebés - Anaferon, Arbidol,
  • sobre la base de sustancias naturales - Echinacea del Dr. Tise, Immunal,
  • contra las bacterias - Imudon, IRS-19,
  • Medicamentos homeopáticos - Aflubin, Mucosa Compositum.

Remedios populares para mejorar la inmunidad.

Comenzar a prepararse para la eliminación de los resfriados de invierno mejor en el otoño. ¿Cómo fortalecer los remedios populares del sistema inmunológico del niño? El más asequible - caldo dogrose, cocinado en un termo. La medicina tradicional recomienda su uso desde la infancia. Beber eficazmente la infusión de propóleos. Para preparar:

  • tomar 30 gramos de propóleo,
  • vierta un vaso de agua
  • Sumérjase en el baño de agua durante una hora.

Para mantener un sistema inmunológico débil, puedes usar flores negras de saúco. Una cucharada de materia seca se coloca en un vaso de agua hirviendo. Después de 15 minutos puedes beber, pero es mejor hacerlo por la noche. El té de hierbas funciona bien, para prepararlo en una taza de agua hirviendo, agregue una cucharada de la colección. Bebe un día varias veces. Según la receta en la mezcla se encuentran en las siguientes acciones:

  • ortiga - 2:
  • bayas de arándano - 2,
  • rosa salvaje - 3.

Cómo restaurar la inmunidad después de la enfermedad.

Si el niño ha estado enfermo durante mucho tiempo, la tarea principal de los padres es eliminar la reinfección. En ese momento usted debe dejar de visitar lugares con grandes multitudes. Si alguien más no se ha recuperado en casa, limite el contacto del niño con él, use un vendaje. Para mejorar la inmunidad en este período son importantes:

  • largas caminatas
  • tomando vitaminas
  • nutrición adecuada
  • largo sueño
  • emociones positivas
  • Restauración de la microflora, si se tomaron antibióticos.

Cómo fortalecer la inmunidad del niño frente al jardín.

Un período importante en la vida de un bebé, el comienzo de una visita a un jardín de infantes, suele ir acompañado de resfriados e infecciones virales. El fortalecimiento de la inmunidad en los niños a esta edad es de particular importancia. Recomienda hacer actividades pre-restaurativas:

  • empezar a endurecer,
  • hacer ejercicios en una sala ventilada,
  • Limite el consumo de azúcar reemplazándolo con frutos secos.
  • dormir por 10 horas
  • hacer deportes,
  • dar la oportunidad de moverse más, para comunicarse con sus compañeros,
  • alimentar correctamente
  • haz feliz a tu bebé
  • Enseña a lavarte los dientes, lávate las manos.

Cómo elevar la inmunidad del niño.

Irina09.10.2016Kak para elevar la inmunidad del niño

Estimados lectores, hoy hablaremos sobre cómo aumentar y fortalecer la inmunidad del niño. El problema, creo, es muy relevante para muchos.

Muchos de ustedes están muy preocupados por sus niños con enfermedades frecuentes, alimentándolos con medicamentos, los consejos de los médicos no siempre ayudan y, a veces, no es fácil encontrar buenos médicos.

Como resultado, la condición del niño permanece en el mismo nivel o incluso empeora.

Y hoy, en el blog, quiero presentarles un artículo de Marina Tamilova: una profesora, un psicólogo, un hombre de muchas aficiones y solo una madre cariñosa. Le doy la palabra a Marina, quien esta vez compartirá con usted su experiencia personal en el fortalecimiento de la inmunidad y la salud de su hijo.

Estimados lectores, en el artículo de hoy quiero hablar sobre qué hacer con un niño que está enfermo con frecuencia y responder a la pregunta de por qué los niños están infinitamente enfermos y qué hacer al respecto.

Al principio, me gustaría señalar que si está planeando un embarazo, pero sabe que su salud no está bien, entonces es mejor prepararse para el parto con anticipación, porque es muy probable que su bebé tome todos sus virus, bacterias en el útero. y patógenos.

Esto es mucho más serio de lo que piensas. Por ejemplo, incluso una apariencia tan insignificante como la candidiasis puede traer muchos problemas a las migajas, comenzando con trastornos del tracto gastrointestinal y terminando con neumonía.

Medicamentos y antibióticos. ¿Se los das a tu hijo?

En primer lugar, es necesario, si es posible, excluir los medicamentos y especialmente los antibióticos desde una edad temprana. Si desea aumentar la inmunidad del niño, intente no alimentarlo con píldoras y, especialmente, no administrar antibióticos con fines preventivos. A algunos médicos les gusta recetarlos para que estén seguros.

Es imposible en nuestro tiempo seguir ciegamente las citas de los médicos, especialmente de los libros de consulta médica. Ahora todas las madres están obligadas a ser competentes para comprender de manera independiente cómo el médico ha hecho la cita correcta.

Desafortunadamente, esta es la realidad de nuestra vida. A muchos médicos no les importa lo que le sucederá a su hijo, lo principal es que usted compre medicamentos caros y modernos.

Por supuesto, hay médicos "de Dios" que están en su lugar y que tienen principios morales y coraje para ir en contra del sistema, pero no hay tantos y, básicamente, trabajan en centros pagados. Busque tal doctor, si tiene la oportunidad.

Si no es así, siga el curso de que cuantas menos drogas, mejor. Los medicamentos fuertes y las cirugías están permitidos solo cuando se trata de la vida y la muerte de un niño.

Probióticos de calidad

En otros casos, es necesaria la prevención. Usted conoce a su hijo mejor que cualquier médico. Los antibióticos se toman solo para infecciones bacterianas y no tienen ningún efecto sobre los virus; además, esta técnica siempre debe ir acompañada de probióticos de alta calidad.

Los probióticos son medicamentos con buenas bacterias que necesitan colonizar los intestinos de un niño, en lugar de los que mueren con los antibióticos. La flora intestinal regula el trabajo de la inmunidad, y cualquier antibiótico lo destruye por completo. Por eso es necesario reemplazarlo con algo.

Sobre las condiciones de invernadero y no solo

Desde una edad muy temprana, un niño no puede ser sofocado, de lo contrario se enfermará de inmediato si entra en contacto con el frío. El bebé debe ser introducido a diferentes sensaciones y alternar entre frío y calor.

Aquí puede utilizar técnicas simples de endurecimiento, así como visitas obligatorias a la piscina y baños frecuentes en el hogar. Trate de organizarlo de tal manera que no trabaje demasiado en la escuela, incluso si está asustado por el sistema educativo moderno, y le preocupa el futuro del niño.

No es necesario que lo obligue a aprender antes de que caiga la noche lo que es simplemente imposible de aprender en tales números.

Ejercicio fisico

Muy importante para los niños y la actividad física. Lo mejor de todo, si el niño va a visitar la piscina desde una edad temprana. Los niños flotantes están mucho mejor desarrollados, son más fuertes y más inteligentes que aquellos que evitan el agua. Conecta a la piscina otra sección de deportes, la elección del bebé. Es muy útil hacer un masaje de salud general para el niño una vez cada tres meses.

Humidificación del aire. Caminando

¿Qué más se puede decir acerca de mejorar la inmunidad en nuestros niños? ¿Por qué la temporada infantil de enfermedades comienza en el período otoño-invierno? Es muy simple: los niños dejan de estar al aire libre y se sientan en cuartos cálidos y secos, donde hay espacio para bacterias y virus. Las instalaciones de muchos jardines de infancia, escuelas y apartamentos están completamente en desacuerdo con las normas. El aire caliente y seco está contraindicado en migas frecuentemente enfermas. Necesitan humectación constante del aire.

Cuando las membranas mucosas se humedecen, su contenido se diluye y sale fácilmente de los conductos nasales, y no se envía directamente a las orejas, lo que causa una otitis media sin fin y causa que la miga sufra mucho.

En el período de otoño-invierno, es necesario ventilar frecuentemente las habitaciones y proporcionarles buenos humidificadores, y es útil que los niños visiten las piscinas y muestren baños frecuentes en el hogar.

Y aún mejor, el niño está más al aire libre, a pesar de que hace frío.

Casa esquinera-piscina de piedras de mar.

Las casas son buenas para organizar una piscina de piedras de mar. En la tienda de mascotas puedes comprar piedras lisas de pequeños tamaños. Organiza en casa un rincón especial.

Donde sea conveniente organizarlos para que pueda verter los guijarros con agua hervida tibia con la adición de sal marina y una gota de vinagre.

Es necesario que el bebé camine descalzo sobre estas piedras de mar durante cinco minutos tres veces al día. Fortalece perfectamente el cuerpo.

Vitaminas para niños para mejorar la inmunidad.

Todo niño necesita vitaminas para el normal funcionamiento del cuerpo. Pero las vitaminas para los niños inmunidad necesitan natural. Es mejor comer grandes cantidades de fruta de temporada, así como congelar o secar durante el invierno una variedad de bayas y frutas, para tener acceso todo el año a alimentos naturales "vivos".

Receta natural útil para elevar la inmunidad del niño.

La siguiente mezcla de vitaminas es muy útil:

  • pasas (1,5 tazas),
  • granos de nuez (1 taza),
  • Almendras (0.5 tazas),
  • limón (2 piezas),
  • Miel (0.5 tazas).

Pasas, nueces y cáscara de limón picados, mezclar. Exprime el jugo de 2 limones y vierte la miel derretida. Y mezclar de nuevo. Poner en un lugar oscuro durante 2 días. Debe usar 1-2 cucharaditas una hora antes de las comidas.
Por supuesto, esta receta se puede dar a los niños si no hay alergia.

También sugiero ver el material de video: Dr. Komarovsky. Fortalecimiento de la inmunidad en niños.

Fortalecimiento de la inmunidad en niños remedios populares. Recetas

Las hierbas medicinales pueden convertirse en asistentes fieles para mejorar la inmunidad en los niños. Деткам очень полезны чаи из ромашки, шиповника, календулы, мяты. Эти чаи можно давать и перед едой и после.

Antes de comer, tendrán un efecto beneficioso en el estómago, aliviando los espasmos y, después de comer, irrigarán las membranas mucosas de la boca y eliminarán las bacterias que permanecen después de comer. El té de rosa mosqueta se le puede dar al bebé durante el día. Solo 50 gramos de té de manzanilla, menta y caléndula tres veces al día son suficientes.

Y el dogrose puede y más: todo lo que el bebé le pide.

Muy útil, si no es alérgico, para usar miel, que contiene muchas sustancias útiles. La cáscara de los huevos contribuye a la formación de linfocitos en la médula ósea. Es muy fácil de cocinar.

Primero hay que hervirlo, luego secarlo, separar la película interna y molerla en un molinillo de café.

Todos los días, un niño recibe tal huevo en polvo en la punta de una cucharadita junto con una pequeña cantidad de jugo de limón.

Y aquí hay otra gran herramienta. Usted necesitará:

  • arándanos (1 kg),
  • 2 limones picados
  • 1 taza de miel.

Revuelva todos los productos, y ya está. Se recomienda usar el producto en 3 cucharadas de té hasta 3 veces al día.

Es imposible no citar otra infusión de vitaminas, que se ha demostrado en el tema de aumentar la inmunidad de los niños y aumentar la vitalidad. Por lo tanto, necesitamos:

  • zanahorias (0,5 kg),
  • remolacha (0,5 kg),
  • pasas (puñado),
  • albaricoques secos (puñado),
  • miel (1 cucharada).

Picar finamente las zanahorias y las remolachas, ponerlas en una cacerola y verter agua hirviendo sobre ellas para cubrir las verduras con 2 dedos. Cocer hasta que la remolacha se cocine a fuego lento, escurrir.

Luego agregue las frutas secas bien lavadas y hierva nuevamente por unos 3-4 minutos. A continuación, debe agregar miel e insistir en un lugar fresco durante 12 horas.

El mes debe darles esta herramienta a los niños medio vaso 3 veces al día. Es recomendable repetir cada seis meses.

A menudo niño enfermo. Cómo elevar la inmunidad

Un muy buen remedio para mejorar la inmunidad en los niños es la tintura de Echinacea. Es altamente deseable realizar varios cursos para recibir esta tintura dos veces al año, cada 6 meses. Para determinar una dosis aceptable para el niño, es mejor consultar a un médico.

El aceite de pescado también se considera un excelente remedio. Preste atención al hecho de que elegir aceite de pescado u Omega 3 es mejor que la producción de compañías de gran reputación que valoran su reputación. Estas empresas se especializan en la producción de suplementos dietéticos naturales y purifican sus productos. Es categóricamente indeseable utilizar aceite de pescado barato de las farmacias.

Entonces, resumamos algunos resultados sobre cómo aumentar la inmunidad del niño:

  • la salud del niño es responsabilidad de los padres y usted debe asumirla incluso antes de la concepción del bebé,
  • Comprenda las complejidades de la medicina moderna y proteja la inmunidad del bebé frente a cualquier intervención que pueda hacerle daño,
  • endurecer gradualmente al niño desde una edad temprana,
  • enseñar a un bebé a nadar desde el nacimiento para un mejor desarrollo y salud,
  • camina mucho y muévete
  • hacer masajes regularmente
  • humedecer el aire seco de las habitaciones,
  • aire más a menudo
  • usa vitaminas naturales y solo suplementos dietéticos de alta calidad,
  • cuidar el sistema nervioso del bebé, asegurarse de que duerma lo suficiente,
  • no te hagas estudiar todo el día
  • ten un buen doctor en quien puedas confiar
  • Recuerda que cuanto menos medicación mejor.

Agradezco a Marina por sus pensamientos y consejos. De mi parte quiero decir que lo intenté mucho con mis hijas. Tengo hijas gemelas, y cuando éramos pequeñas, a menudo nos infectábamos.

Y después de recibir quimioterapia bienal con onco-hematología con una hija, el hígado se plantó completamente, no tenía inmunidad, y fue necesario restaurarlo, probé todo para que estuviera en mi poder.

Y estoy muy agradecido a nuestro inmunólogo, el médico de Dios, como la llamo. Fortaleció la nasofaringe, un punto sensible para casi todos los niños.

Además de los medicamentos, le di guisantes, como los llamamos de "La felicidad de la vida" _ era una compañía rusa tan maravillosa. Y también hicimos gárgaras con jugos.

Día de la zanahoria, día del repollo, día de la papa. Un poco de zumo y por dentro ella siempre lo veía.

Las vacunas de la hija solo hicieron vacunas importadas. El médico los ordenó en los lugares controlados. Sólo los usé.

Ella hizo avena para ella, él perfectamente ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, y les curamos de una tos que no desaparecía después de la quimioterapia. Avena bebimos bastante tiempo. Puedes leer sobre todo en el artículo Propiedades curativas de la avena.

Y la regó con hierbas, templada, hizo una ducha de contraste. En momentos de endurecimiento, quiero desear a todos sabiduría. Si nunca has templado a un niño, no empieces abruptamente. Es un enfoque suave y sabio que ayudará a mejorar la salud y a mejorar la inmunidad del niño.

En nuestra situación, tuve que dejar el trabajo durante mucho tiempo, prácticamente olvidándome de mí mismo, pero fue necesario criar a mi hija y restaurar su salud. Y la segunda hija estaba allí, era una niña sana. Ella tenía que hacer lo mismo, pero de una manera completamente diferente.

Y, por supuesto, mucho cuidado y amor fue y siempre es de nosotros. Es muy importante que el niño conozca y sienta estos momentos. No te entregues, y ama!

Di muchas recetas en el artículo Cómo aumentar la hemoglobina. Todas las recetas son útiles para fortalecer el sistema inmunológico.

Todos tenemos sabiduría y amor para nuestros hijos. Entiende que todo está en nuestras manos. Si el niño suele estar enfermo, no se desespere, pero estudie la literatura, lea todo sobre sus problemas, busque un buen inmunólogo y use todo con prudencia.

Y para el alma, escucharemos hoy. Ennio Morricone. Viento que llora.

Infección por rotavirus en niños Mejore la inmunidadEchinacea para niños Hierba y miel con limón y miel. Trío para la inmunidad Prevención de la gripe y los resfriados Echinacea. Propiedades curativas y beneficiosas. Aplicación

Fármacos inmunoestimulantes para niños.

[ocultar]

  • ¿Cuándo necesito aumentar la inmunidad?
  • Medicina herbaria para fortalecer el sistema inmunológico.
  • Contra la infeccion viral
  • Contra la infección bacteriana.
  • Cómo llevar a cabo la prevención.

Medicamentos inmunoestimulantes para niños recetados por un pediatra, si un paciente pequeño tiene una deficiencia de inmunidad. No es necesario utilizar estos medios sin cita previa con el médico, ya que las reacciones alérgicas pueden aumentar.

¿Cuándo necesito aumentar la inmunidad?

El sistema inmunológico es sensible a todos los cambios ambientales. Cambiar el régimen, la comida, la apariencia en la casa de un hermanito o hermana, mudarse, mudarse a otra escuela, todo esto es estresante para el niño.

Se puede observar un aumento en la morbilidad entre los niños al comienzo del año escolar, en la primavera. Los niños más que los adultos son vulnerables durante las epidemias de ARVI.

Los siguientes factores ayudan a fortalecer el sistema inmunológico:

  • sueño regular en una cantidad consistente con la edad
  • Nutrición completa y variada,
  • Ambiente seguro en el hogar, actitud amistosa de los padres, apoyo,
  • buena autoestima infantil
  • actividad fisica, deportes,
  • Tener amigos, un pasatiempo, ocio interesante.

Los padres insisten en la designación de vitaminas y agentes inmunoestimulantes para los niños, ya que creen que cuanto más sustancias beneficiosas ingresen en el cuerpo del niño, mejor.

Mientras tanto, la base para una buena inmunidad es la seguridad, el sueño y la buena nutrición.

¿Cuándo necesitas prescribir vitaminas y medicamentos para el sistema inmunológico?

  1. Si durante el año pasado el niño ha estado enfermo con fiebre más de 6 veces. La inmunidad reducida no neutraliza efectivamente la infección inmediatamente después de la infección, por lo que la enfermedad es difícil, con fiebre y un fuerte deterioro de la salud.
  2. Si ocurren enfermedades con complicaciones, la recuperación ocurre más tarde de lo normal. Después de una enfermedad infecciosa, como bronquitis, laringitis, una persona puede sufrir de debilidad, fatiga, disminución de la concentración durante una semana. Para un niño, la recuperación completa dentro de 7-10 días es la norma. Si la rehabilitación después de la enfermedad lleva más tiempo, puede sospechar una violación del sistema inmunológico.
  3. Si los análisis de sangre para los leucocitos muestran un nivel por debajo de lo normal. Estos son datos objetivos y, a diferencia de las observaciones subjetivas de los padres, ofrecen una imagen verdaderamente precisa del estado de inmunidad. Para pasar un análisis de sangre de este tipo, debe tomar las indicaciones del pediatra. Con un estado inmune reducido, se selecciona un medicamento para fortalecer la inmunidad del niño.

A menudo, a los padres les parece que los niños alérgicos se enferman más a menudo y más seriamente que sus compañeros sin alergias. De hecho, se trata de los aspectos específicos de las enfermedades, y no en su número y gravedad.

Para seleccionar correctamente los medicamentos para niños que aumentan la inmunidad, debe consultar a un pediatra.

Un farmacéutico en una farmacia con gusto venderá el medicamento más caro a un padre que cuida, sin embargo, ¿es adecuado para el niño y habrá algún beneficio al tomarlo? Sólo un médico puede responder a estas preguntas.

Los remedios naturales para restaurar y fortalecer la inmunidad después de la enfermedad se basan en plantas medicinales. ¿Cómo puedo aumentar la inmunidad del niño de forma económica y efectiva? Tinturas de hierbas.

En los componentes vegetales, las reacciones alérgicas ocurren en forma de erupción en la piel, dificultad para respirar, enrojecimiento de los ojos, hinchazón de la cara y garganta. Por lo tanto, los padres deben asegurarse de que el medicamento sea seguro de usar.

Todas las tinturas deben comprarse solo en una farmacia, comprar en las manos o por Internet no garantiza la alta calidad del medicamento. Antes de usar, debe comprobar la fecha de caducidad. Los medios más populares de influir en el sistema inmunológico:

  1. Tintura de ginseng. Tiene un efecto estimulante, vigoriza, fortalece los vasos sanguíneos, activa el sistema inmunológico. Puede causar insomnio, por lo que necesita tomar en la mañana. Para un niño, la ingesta máxima 2 veces al día, la dosis se calcula utilizando la fórmula 1 gota para 1 año de vida. Si tiene una enfermedad cardíaca crónica, debe consultar con un cardiólogo.
  2. Tintura de limoncillo (chino). Todas las tinturas se diluyen solo con agua potable limpia. El limoncillo se puede tomar 2 veces al día, durante 30 minutos. Antes de las comidas, 2 gotas por año de vida.
  3. Tintura de Eleutherococcus. Tonifica, ayuda a despertar, aumenta la resistencia del organismo a las enfermedades infecciosas. Use 2 veces al día, 5 a 6 horas antes de acostarse. Para niños, una dosis de 1 gota por 1 año de vida, antes de las comidas.
  4. Tintura de equinácea. Ayuda no solo para la prevención, sino también para acelerar la recuperación de una enfermedad que ya está presente. Dosis para niños de 3 a 6 años, 3 veces al día, 10-15 gotas. Niños de 6 a 12 años: 3 veces al día, 15-30 gotas.

La dosis pediátrica es lo suficientemente pequeña como para provocar una reacción alérgica poderosa, pero aún debe observar al niño después de la primera dosis. Todas las tinturas deben almacenarse en un lugar oscuro, seco, fresco e inaccesible para los niños.

Las tabletas con componentes de plantas medicinales también deben tomarse 30-40 minutos antes de las comidas. Esto asegura el máximo efecto del producto. Inmunal, que contiene Echinacea purpurea, es muy popular.

Las tabletas se toman en dosis:

  • De 4 a 6 años: 1-2 veces al día, 1 tableta.
  • De 6 a 12 años: 1 a 3 veces al día, 1 tableta.
  • De 12 a 14 - 1-4 veces al día, 1 tableta,
  • Más de 14 - 1-5 veces al día, 1 tableta.

Para tomar medicamentos que aumentan la inmunidad en los niños, se requiere más de una vez por día solo si el niño ya está enfermo. Para la prevención de 1 vez es suficiente.

La equinácea se usa en muchas marcas comerciales de medicamentos, por ejemplo, el extracto de equinácea del Dr. Tice contiene esta planta medicinal. Puede utilizar homólogos extranjeros o nacionales, siempre que sean adecuados para niños.

Especialmente buena ayuda Echinacea con los resfriados. Se puede observar que los niños que toman Echinacea para la profilaxis tienen menos probabilidades de enfermarse y recuperarse más rápido.

La diferencia entre los inmunoestimulantes y los inmunomoduladores es que el primer grupo de medicamentos proporciona un aumento dirigido a corto plazo en la respuesta inmune a microorganismos extraños, y el segundo tiene un efecto a largo plazo, ayuda a fortalecer el sistema inmunológico durante mucho tiempo.

Todas las tinturas de plantas medicinales son inmunoestimulantes. Las fitopreparaciones de hasta 3 años solo se pueden usar por recomendación de un pediatra. Para la prevención del SARS y otras infecciones virales, es recomendable utilizar inmunomoduladores, no inmunoestimulantes.

Qué remedios se pueden usar de manera segura en la infancia y la niñez temprana:

  1. Anaferon, droga domestica. Se utiliza para fortalecer las defensas del cuerpo contra una infección viral. Límite de edad - pueden niños a partir de 1 mes. El uso más relevante de la terapia antiviral en las primeras 36 horas después del inicio de la enfermedad, por lo tanto, debe comenzar a recibir a los primeros signos de incomodidad.
  2. Arbidol se puede utilizar para niños a partir de los 3 meses de edad. Adecuado para la prevención y tratamiento. Generalmente se prescribe como un agente antiviral, pero puede fortalecer la inmunidad general del niño contra cualquier infección.
  3. Bronchoinmunal. Dosis preventiva - 1 cápsula al día, un curso de 3 meses. Muchos inmunomoduladores producen un efecto acumulativo, por lo que se toman en un curso largo. Límite de edad - después de seis meses de vida.
  4. Grippferon Estimula la producción de interferón, ayuda a aliviar las enfermedades virales. La prevención de enfermedades virales radica en el fortalecimiento general del sistema inmunológico, no se han creado medicamentos específicos para esto, ya que los virus mutan rápidamente.
  5. Cicloferon Agente antiviral bien probado. El uso en los primeros 2 días después de la infección fue comprobado y como medida preventiva.
  6. Viferon. Se aplica desde el momento del nacimiento, existen formas convenientes de liberación, por ejemplo, supositorios rectales o pomadas. Le permite elevar la inmunidad general y local. Puede ser utilizado para la prevención.

Los medicamentos para mejorar la inmunidad en los niños están disponibles en cantidades muy grandes. En Rusia, hay más de 400 artículos. Es necesario seleccionar un medicamento específico junto con su médico, teniendo en cuenta el presupuesto, la edad del niño y las características individuales del cuerpo del niño.

Los niños de hasta seis meses, las tabletas deben administrarse en forma golpeada y diluida con agua, ya que el niño no puede tragar ni beber toda la tableta. El grupo de medicamentos, que le permite fortalecer la protección del niño contra las bacterias, incluye más de 180 artículos. Más popular:

  1. Imudon Un fármaco específico ayuda al sistema inmunológico en la lucha contra los estafilococos, estreptococos y neumococos, por lo que es adecuado para la prevención de resfriados causados ​​por una infección bacteriana.
  2. IRS-19. Tiene la forma de un spray, y es adecuado para prevenir y acelerar la recuperación. Se puede utilizar después de los 3 meses de edad. Inyectado en las fosas nasales, 2 veces al día.
  3. Biostim Contiene fragmentos de bacterias destruidas, no tiene peligro para el sistema inmunológico.
  4. Lykopid y Ribomunil. Puede recomendarse en el momento de la vacunación para mejorar la eficacia de la vacunación.

Se observa una mejora constante en la resistencia a las infecciones bacterianas en los niños que no solo toman drogas, sino que también se alimentan completamente, duermen un número suficiente de horas al día, se encuentran en un ambiente favorable y amigable.

Los inmunomoduladores y los inmunoestimulantes deben tomar un curso, no una sola vez.

La instrucción para cada medicamento específico contiene información detallada sobre la cantidad necesaria para usar el remedio en caso de enfermedad y la cantidad para la prevención.

El curso de recibir inmunoestimulantes también puede ser bastante largo, por ejemplo, Immunal para obtener el mejor resultado debe usarse durante al menos 1-1.5 meses.

La prevención debe comenzar antes del inicio de la epidemia propuesta. Si el niño va a la escuela en septiembre, entonces a mediados de agosto es hora de empezar.

No se recomienda la recepción de fondos durante todo el año para fortalecer el sistema inmunológico, ya que, a pesar de todos los efectos beneficiosos, el sistema inmunitario debe hacer frente a sus tareas de manera independiente.

No ignore la vacunación contra la gripe y ARVI, ya que es la mejor medida preventiva en este momento. Los virus son muy volátiles, y la aparición de una nueva cepa se refleja inmediatamente en la invención de un nuevo tipo de vacuna.

Por lo tanto, es posible ayudar rápidamente al sistema inmunológico en la lucha contra el peligro que enfrentará. Para los niños cuyo estado inmunológico ha sufrido como resultado del VIH u otra enfermedad grave, se recetan medicamentos como Timalin, Taktivin, Timostimulin, Vilozen, Timaktid y sus análogos.

Contienen un extracto del secreto de la glándula del timo, que puede aumentar significativamente la protección general y específica contra las infecciones.

El nombramiento de todos los agentes fortificantes poderosos tiene sus propias contraindicaciones, por lo que los medicamentos son recetados y recetados por un inmunólogo.

Si se sospecha que un niño tiene algún trastorno inmunitario grave, es necesario llevar una derivación de un pediatra a un inmunólogo infantil y ser examinado. Qué pruebas deben tomarse para garantizar que el sistema inmunológico esté funcionando correctamente:

  • hemograma completo
  • prueba bioquímica de sangre,
  • análisis de orina
  • Análisis de heces para parásitos.
  • Análisis de heces para disbiosis intestinal.

Si se encuentran anomalías, se pueden asignar pruebas adicionales.

Algunos últimos consejos

Если в организм ребенка поступают не все витамины и минералы, то в аптеке можно купить специальный комплекс витамин для детей. Они бывают нашего и зарубежного производства. Lo mejor es darle vitaminas al niño en primavera e invierno. Antes de comprar vitaminas, consulte a su pediatra.

Las farmacias ahora tienen muchos inmunomoduladores que fortalecen el cuerpo del niño. Estos medicamentos incluyen Echinacea, Imunokind, Immunal, Viferon, Anaferon y otros. El tratamiento de un niño con medicamentos inmunomoduladores debe realizarse solo después de un examen especial. Tomar el medicamento solo puede ser prescrito por un médico.

Para fortalecer la inmunidad del niño, dale una decocción de rosa salvaje. Es útil beber té de manzanilla y tila, jugos frescos. Además, tan a menudo como sea posible, ventile la habitación, haga ejercicios, camine al aire libre.

Si el niño está enfermo a menudo, déle la siguiente mezcla de vitaminas: desplácese por un molinillo de carne 1 taza de granos de nuez, 1.5 tazas de pasas, 2 limones sin semillas, 0.5 tazas de almendras. En la masa resultante, agregue 0.5 tazas de miel derretida. Dele a su bebé una mezcla de 1 a 2 cucharaditas 3 veces al día 30 minutos antes de las comidas.

Muy bien aumenta la inmunidad de los arándanos bebé con limón. Prepare la mezcla de la siguiente manera: a través de la picadora de carne, desplace 2 limones, 1 kg de arándanos, agregue 1 taza de miel y mezcle bien. Dele al bebé una mezcla de 1 a 2 cucharaditas 3 veces al día. Ahora ya sabe cómo fortalecer la inmunidad del niño con remedios medicinales y populares.

Razones para reducir la autodefensa

Es aconsejable elevar la inmunidad desde una edad temprana. En niños de 1 a 3 años, la respuesta inmune es inestable y, a menudo, débil. La fuerza de la respuesta inmune depende de la condición del cuerpo. Como regla general, en bebés de hasta un año no hay una respuesta inmune adquirida (adaptativa), que se basa en la actividad de los receptores diseñados para reconocer estímulos extraños.

La inmunidad adquirida se forma a lo largo de la vida.

Desde el nacimiento hasta los años, está en su infancia. Existen factores que inhiben el desarrollo normal del sistema inmunológico en niños menores de tres años y aumentan la susceptibilidad a resfriados de etiología viral y bacteriana. Entre ellos se encuentran:

  • Patologías congénitas del sistema respiratorio y del tracto gastrointestinal.
  • debilitamiento de la respuesta inmunitaria local, que conduce a la formación de focos locales de infección crónica en la nasofaringe y la cavidad oral,
  • alergias
  • disbacteriosis,
  • Intoxicación e hipoxia durante el período de gestación.

Por otra parte, vale la pena mencionar otras razones que contribuyen a una mayor morbilidad en los niños del grupo de edad más joven:

  • contactar con un gran número de personas durante las visitas al jardín de infantes, escuela primaria, lugares públicos (tiendas, transporte público, salas de juegos, centros de entretenimiento para niños),
  • malas condiciones ambientales,
  • deficiencia en el cuerpo de vitaminas, oligoelementos y otros nutrientes,
  • Complicaciones provocadas por enfermedades infecciosas en la primera infancia.
  • uso irrazonable de antibióticos y otras drogas,
  • estrés, estrés psicológico excesivo,
  • Falta de higiene y saneamiento en el salón.

Al buscar la respuesta a la pregunta de cómo fortalecer la inmunidad del niño con los remedios populares, es mejor consultar primero con un pediatra. En la tesorería de los curanderos, hay muchas recetas efectivas destinadas a mejorar la inmunidad de un niño que suele estar enfermo, pero su cita debe tener en cuenta las posibles contraindicaciones.

Formas tradicionales de aumentar la resistencia del cuerpo del niño a las infecciones.

Los primeros pasos para aumentar la inmunidad de un niño que ya tiene 3-4 años se centran en eliminar las causas de una disminución en la defensa natural del cuerpo contra las infecciones. El modo correcto del día y la buena nutrición desempeñan un gran papel. El programa de terapia incluye la recepción:

  • Preparaciones vitamínicas complejas. Durante y después de la enfermedad, el consumo de vitaminas y elementos minerales aumenta, lo cual es difícil de compensar al comer alimentos regulares.
  • Aditivos bioestimulantes preparados sobre la base de componentes naturales (adaptógenos). Los adaptógenos inhiben activamente el desarrollo de la enfermedad o contribuyen a su fácil flujo. Estas son tinturas, decocciones, extractos de la raíz de ginseng, de la schisandra (china y del Lejano Oriente), eleutherococcus, echinacea, propolis. Contrapartes de las farmacias: Immunal, Immunorm, Immunex (echinacea), Apilicvirit (leche de abeja, regaliz), Politabs (polen fermentado), Cernilton (extracto obtenido de polen seco), Fitit "(Extractos de plantas medicinales)," Likol "(aceite de Schizandra chino),
  • Medicamentos de farmacia con efectos inmunomoduladores. Los medicamentos "IRS-19", "Ribomunil", "Bronhomunal" se recetan desde una edad temprana; con su ayuda es posible aumentar la inmunidad incluso de un bebé. Estos medicamentos contienen inofensivos para el bebé fragmentos de bacterias que son los agentes causantes de enfermedades infecciosas que ocurren en la garganta, la nasofaringe y los bronquios. Las drogas actúan de acuerdo con el método de la vacuna. Al ingresar al cuerpo de un pequeño paciente, obligan al sistema inmunitario a adaptarse independientemente a los patógenos, a responder a su penetración y producen anticuerpos que localizan la actividad de bacterias y virus patógenos.

Los padres que están pensando en cómo mejorar la inmunidad de un niño en 3-4 años deben saber que el tratamiento con adaptógenos e inmunomoduladores requiere un enfoque sistemático. Para lograr el resultado deseado, estos medicamentos se toman de forma continua durante mucho tiempo. Después del curso de la terapia, se forma la inmunidad, que protegerá al cuerpo de las infecciones durante un cierto tiempo (un indicador individual).

Después de un descanso de 2-3 meses, la revacunación generalmente se prescribe. La dosis, la duración de la admisión y el momento del reingreso están determinados por el pediatra.

Para aumentar la inmunidad de los niños propensos a las alergias, debe prescribir cuidadosamente los medicamentos que contienen miel y productos para las abejas. Si se han observado casos de alergia a tales sustancias anteriormente, los medicamentos a base de miel deben desecharse.

Otras formas de mejorar la salud del niño.

Teniendo en cuenta cómo mejorar la inmunidad de un niño de 2 años o menos, debes prestar atención al endurecimiento, que ayudará a mantener el nivel adecuado de defensa de tu propio cuerpo.. El endurecimiento del niño se recomienda a partir de una edad muy temprana, de 1,5 a 2 meses. Para estos fines, se realizan regularmente procedimientos de endurecimiento:

  • caminando con los pies descalzos. Se debe permitir que el niño camine descalzo sobre el piso, aumentando gradualmente la duración de la sesión. En verano, caminar sobre el piso es mejor reemplazar el caminar descalzo sobre la hierba. Después de eso, el bebé usa zapatos secos y se ve obligado a moverse activamente para mejorar la circulación sanguínea.
  • humidificación de pies. El procedimiento se realiza generalmente por la noche antes de acostarse. La temperatura del agua durante la primera sesión es de 20 ° C. Duración de la duración - 30 segundos. Cada 3-4 sesiones la temperatura disminuye en 1 ° C. Si un pequeño paciente se adapta rápidamente a la ducha y el procedimiento no le causa molestias, puede aumentar gradualmente el tiempo de exposición al agua fría hasta 2 minutos.
  • baños de pies. Ponga al bebé en un baño lleno de agua fría. Durante la sesión, debe moverse de un pie al otro,
  • Baños de pies de contraste: un método eficaz de endurecimiento, que será útil para los padres que desean aprender cómo mejorar la inmunidad del niño con remedios caseros. Para el procedimiento preparar dos baños. En uno de ellos, el agua se calienta a 37 ° C, en el otro, la temperatura del agua es de 20 ° C. Alternativamente, baje las piernas del niño, primero en un baño, luego en otro. Después de cuatro inmersiones en agua con diferentes temperaturas, los pies del niño se secan y se ponen calcetines calientes. Gradualmente, la temperatura del agua fría cae a 15 ° C, y la temperatura del agua caliente aumenta a 42 ° C,
  • gárgaras profilácticas El enjuague de la garganta tiene agua fría a una temperatura de 22 ° C. El procedimiento se realiza por la mañana y por la tarde durante el lavado. Cada sesión semanal diaria, la temperatura del agua de enjuague se reduce en 1 ° C,
  • Paseos frecuentes en el aire fresco. A partir de la segunda semana de vida, debe caminar con el bebé todos los días durante 30 a 40 minutos. En verano, se recomienda salir a caminar varias veces al día.


Los padres que estén interesados ​​en cómo restaurar la inmunidad del niño en el hogar deben prestar atención a la acupresión. El masaje regular de ciertos puntos en la cara y el cuerpo del niño conduce a una mayor producción de sustancias que aumentan su propia inmunidad. Estos son el interferón (una proteína que es secretada por el cuerpo en respuesta a la introducción del virus), la lisozima (un agente antibacteriano), el complemento (un conjunto de proteínas del sistema inmunológico responsables de la respuesta inmune). Los puntos activos se ubican:

  • en el centro del pecho al nivel de la quinta costilla,
  • en el hueco yugular,
  • en la base de la nariz,
  • delante del borde frontal del cartílago de la aurícula,
  • ligeramente por encima de la base del pliegue nasolabial en el ala de la nariz,
  • en la parte posterior de la mano entre el dedo índice y el pulgar.

Para restaurar el sistema inmunológico del cuerpo, debe masajear los puntos activos diariamente con un ciclo de 10 a 14 días, así como a los primeros síntomas de un resfriado, después de que el niño entre en contacto con un paciente con ARVI. El procedimiento se realiza presionando ligeramente los movimientos circulares del pulgar, índice o dedo medio. La rotación se realiza primero en el sentido de las agujas del reloj y luego en la dirección opuesta. El tiempo de exposición es de 4-5 segundos en ambas direcciones.

Medicamentos y mezclas para fortalecer el sistema inmunológico.

Los remedios populares para la inmunidad a los niños incluyen decocciones e infusiones hechas de plantas medicinales. Recetas de medicamentos que mantienen altos niveles de sus propias defensas inmunológicas:

  • colección de hierbas. Mezcle la hierba seca - raíz de regaliz y elecampane (uno por uno), saúco (2 partes), hojas de frambuesa (4 partes). Una cucharadita de materias primas se vierte con agua (150 ml), se lleva a ebullición y se cocina a fuego lento durante un minuto, luego se filtra. El caldo listo se debe dar al niño 2-3 veces al día antes de las comidas. El curso de tratamiento es de un mes.
  • colección de hierbas. 4 cucharadas de una mezcla seca de hierbas (2 partes de orégano y coltsfoot, 1 parte de calamus, 4 partes de viburnum y hojas de frambuesa) vierta 0.5 litros de agua hirviendo, insista en 5-10 minutos, filtre, déle al niño una bebida 2-3 recepciones. La duración del tratamiento es de un mes.
  • Decocción de las bayas de rosal silvestre. 2 cucharadas de bayas secas vierta 0.5 litros de agua, hierva y hierva por 5-7 minutos,
  • mezcla de vitaminas Las nueces, pasas, dátiles (1 vaso cada una), almendras (0.5 tazas), dos limones, hojas frescas de aloe en la cantidad de 100 g se pasan a través de un molinillo de carne. En la masa, agregue 400-500 ml de miel, mezcle bien y deje en el refrigerador por tres días. Dale al bebé 1 cuchara de postre dos veces durante el día,
  • mezcla de vitaminas 1 limón y 0,5 kg de bayas de arándano se pasan a través de una picadora de carne. En la masa agregar 2 cucharadas de miel, mezclar bien. Dos veces al día, dele 1 cucharada al bebé con té caliente (preferiblemente a base de hierbas, de hinojo, manzanilla, menta, hojas de frambuesa, flores de tilo).

Para fortalecer el sistema inmunológico, es útil agregar jugos y compotas de arándanos, grosellas negras, viburno, frambuesas al menú de un pequeño paciente. Los productos lácteos (requesón, ryazhenka, yogur, kéfir), verduras y frutas frescas, hervidas y al vapor deben estar presentes en la dieta diaria.

Que es inmunidad

Todos los estudiantes saben que estas son las defensas del cuerpo, es decir, su respuesta general a la penetración de microbios y virus patógenos y causantes de enfermedades. Necesario para la lucha contra las enfermedades de la célula produce una médula ósea roja, el bazo y una colonia de bacterias que viven en el intestino ayudan mucho. ¿Por qué la primera pregunta es cómo mejorar la inmunidad en los niños? Porque, debido a su edad, sus cuerpos son mucho más susceptibles a diversas enfermedades.

Características de la inmunidad infantil.

En este mundo, un niño viene completamente desprotegido contra bacterias y virus patógenos. La inmunidad en niños pequeños depende completamente de los anticuerpos específicos que la madre le transfirió durante el período prenatal, y luego con el calostro en los primeros días de vida. Su bebé será suficiente por unos seis meses. Durante este período, se está elaborando el principal complejo de vacunas contra las enfermedades más graves. Se trata de hepatitis, tuberculosis, tos ferina, difteria, poliomielitis y tétanos. Después de seis meses, el suministro de inmunoglobulina en el cuerpo se seca y el niño se vuelve susceptible a la enfermedad. Pero la inmunidad en niños menores de un año todavía es respaldada por anticuerpos transmitidos por la leche materna; después de esta edad, el cuerpo debe hacer frente por sí solo. Por lo tanto, la tercera vacuna DPT, realizada en 18 meses, los niños sufren más dificultad. El desarrollo de la inmunoglobulina de un niño solo comenzará entre 6 y 7 años, y la formación del sistema inmunitario continuará hasta la adolescencia.

Lo que determina la inmunidad del niño.

Antes de decidir cómo mejorar la inmunidad en los niños, debe comprender qué factores lo afectan. En primer lugar, los padres deben proporcionar una buena nutrición. No debemos olvidar que el niño crece, consumiendo una gran cantidad de oligoelementos, vitaminas y minerales. La falta de incluso uno de ellos puede afectar en gran medida el estado del sistema inmunológico. Su bebé debe recibir tantos productos como sea posible.

Es muy importante que se examine a tiempo, ya que la enfermedad de cualquier órgano interno afecta de manera inmediata el trabajo del sistema inmunológico. Ya sea una pielonefritis, gastritis, disbacteriosis u otra enfermedad, requiere un examen y tratamiento cuidadosos. Y, por último, no debemos olvidarnos del componente psicológico. Es posible criar a un niño sano solo en condiciones de aceptación absoluta, amor, en un ambiente acogedor y confortable. A continuación veremos varias formas de mejorar la inmunidad en niños que puede usar.

Diagnostico primario

Casi todos los bebés a menudo se enferman. ¿Cómo determinar la línea cuando el cuerpo todavía puede hacer frente por sí solo, y cuándo es necesario usar agentes inmunoestimulantes? Para esto hay pediatras. Rastrean la frecuencia de las llamadas en una tarjeta individual. Puede hablar sobre la inmunodeficiencia cuando un niño tiene un resfriado al menos 6 veces al año. Confirma el diagnóstico de un curso de enfermedad largo y severo, acompañado de muchas complicaciones. Con tales síntomas, generalmente escriben una referencia a un inmunólogo, quien llevará a cabo un examen general y los remitirá para su examen. Las pruebas de inmunidad en niños incluyen un examen completo. El médico necesitará un análisis general de sangre y orina, bioquímica, etc. Además, puede ser necesario consultar a un médico ENT y realizar una ecografía de la cavidad abdominal.

Corrección de inmunidad, nutrición adecuada.

Independientemente de si se detectaron enfermedades específicas, en primer lugar el médico le preguntará qué está comiendo el niño. Es imposible hablar sobre cómo aumentar la inmunidad en los niños, si comen dulces, papas fritas y salchichas. El azúcar refinada, que se encuentra en la mayoría de los cereales y dulces del desayuno, es amada no solo por los bebés, sino también por las bacterias patógenas. Ofrezca a su hijo té, frutas secas, nueces y miel. Acostumbrado a semejante postre, dejará de pedir dulces y tartas.

Es difícil imaginar una dieta completa sin comer carne, pescado, verduras, frutas y cereales. No es de extrañar que nos alimentáramos tan diligentemente como cereales en la infancia, ¡asegúrese de prepararlos para el desayuno para su hijo! Proporcionan cantidades invaluables de vitaminas y oligoelementos y fibra. Un cuerpo en crecimiento necesita proteínas, lo que significa que la carne, el pescado y los huevos deben estar presentes en la dieta todos los días. Para proporcionar calcio y otros oligoelementos importantes al cuerpo, es necesario incluir el requesón, el queso y el kéfir en la dieta. Completando la lista de verduras y frutas frescas, deben ser lo más posible. Resumiendo, podemos decir que los productos que aumentan la inmunidad en los niños son todos aquellos que contienen una gran cantidad de proteínas, vitaminas y minerales. En otras palabras, lo que se incluye en el concepto de "alimentación saludable".

Fuentes adicionales de vitaminas.

Además de las recomendaciones relacionadas con la optimización de la nutrición, el médico probablemente le recetará el uso de preparaciones multivitamínicas. Es la normalización de la recepción de estas sustancias esenciales es a menudo la respuesta a la pregunta de cómo aumentar la inmunidad en los niños. Las farmacias están llenas de todo tipo de ofertas: jarabes complejos, tabletas masticables y efervescentes, grageas. Elija solo aquellos que estén adaptados para niños, y aún mejor, siga las prescripciones del médico. La necesidad de vitaminas y minerales en los niños es mucho mayor que en los adultos, pero la sobredosis no beneficiará a nadie. De las marcas de farmacias populares se pueden llamar "Alfabeto", "Pikovit" y algunas otras vitaminas para niños que aumentan la inmunidad. Su uso es especialmente importante en el período otoño-invierno, cuando hay muy poca fruta fresca y sol.

С приходом весны вы можете сами корректировать меню ребенка, чтобы оно было максимально разнообразным. Так, важнейший витамин А есть в яйцах, печени, морской рыбе, а также капусте и моркови. Много витамина С в шиповнике и цитрусовых, а Е можно получить, употребляя подсолнечное масло, капусту и зелень. Еще легче обстоит дело с группой В. Практически вся она есть в гречке, бобовых, зеленом горошке, яйцах, овсянке. Fuentes adicionales pueden ser carne de res, caviar, queso cottage, queso y levadura. La vitamina D en el verano mismo se produce bajo la influencia de la luz solar, y también se encuentra en la leche y en los peces de agua salada.

También necesitamos minerales. Una gran cantidad de potasio contiene sandías y melones, cítricos, legumbres, pepinos y tomates, así como ciruelas y pasas. El magnesio se encuentra en mariscos, nueces y legumbres. El cobre se encuentra en casi todas las hortalizas: tomates, pimientos dulces, papas, avellanas, trigo sarraceno, avena y fresas. Puede obtener zinc al comer regularmente semillas de girasol, nueces, carne y cereales, y el yodo puede suministrar mariscos, pescado, remolacha, champiñones y guisantes verdes.

Estas son las principales vitaminas y minerales que son necesarios para una fuerte inmunidad. Como puede ver, sin gastar mucho dinero y esfuerzo, puede crear un menú que satisfaga plenamente las necesidades de un organismo en crecimiento. Además, los productos con colorantes, sabores y conservantes deben desecharse. Esta es toda la comida rápida, la mayoría de los productos de confitería, embutidos y carnes ahumadas, bebidas carbonatadas y otras "delicias" de la industria química.

Trata de inmunidad

El otoño es el período de mayor riesgo para contraer ARD, pero al mismo tiempo que madura una rosa mosqueta en la que hay una gran cantidad de vitamina C. Hierve a su hijo con una deliciosa compota de 100 g de rosa mosqueta y un litro de agua, agregue miel y bebamos 1 vaso por día.

Una excelente manera de fortalecer el sistema inmunológico son las bayas frescas. Los arándanos, las grosellas negras, las frambuesas o las fresas (que están disponibles) deben triturarse con nueces, verter agua hervida, agregar azúcar al gusto y hervir. Verter en latas y refrigerar. Dale al niño 1 cucharada. Cuchara 3-4 veces al día.

El mejor remedio es la siguiente mezcla. Necesitarás 1.5 tazas de pasas, 1 cda. Nueces Peladas, 0.5 st. Almendras y miel y 2 limones. Coloque las nueces y las pasas a través de un molinillo de carne, exprima el jugo de limón sobre la mezcla, gire la ralladura restante y agregue miel. Deje en el refrigerador por 2 días y luego comience a darle al bebé 1 cucharadita 3 veces al día. Esta composición es muy efectiva y afecta bien al sistema inmunológico. El aumento en las fuerzas protectoras de los niños se observa desde las primeras semanas de administración, y comienzan a doler con menos frecuencia.

Endurecimiento

Durante mucho tiempo, las madres limpiaron a sus hijos con toallas mojadas por la mañana, y gradualmente se fueron a la ducha. Después de tal entrenamiento, fue posible correr descalzo en la nieve y nadar en el agujero de hielo. Este procedimiento no sirvió tanto para los requisitos de higiene, como para fortalecer el sistema inmunológico. La crianza en los niños se produjo de forma gradual, pero constante. Acostumbrado a los cambios de temperatura, el cuerpo comenzó a lidiar mucho mejor con los patógenos y los virus.

Hoy en día, puede ver cómo las madres, especialmente si el niño suele estar enfermo, tienden a usarlo lo más caliente posible, para evitar lavarse las manos con agua fría y nadar en aguas abiertas. Tal cuidado es malo para el sistema inmunológico. Contrariamente a lo esperado, el bebé comienza a doler más y más.

Empiece a entrenar con ejercicios matinales, que deben practicarse en una sala bien ventilada. Dado que la carga debe ser divertida, los padres también tendrán que participar. Es mejor comenzar a templar a partir de los tres años, y solo cuando el niño esté completamente sano. Inmediatamente después de la enfermedad, el cuerpo aún no está listo para cargas adicionales. Al principio, todo lo que debe hacer es limpiarse las manos con un paño húmedo hasta el codo y luego hacia los hombros. Después de eso, puedes ir a mojar las manos, luego las piernas. La temperatura del agua primero debe estar caliente, alrededor de 36 grados. Cuando el niño está completamente acostumbrado, puede reducirlo en un grado. No insista si el niño no quiere, o incluso más llorando. Será mejor que se convierta en un divertido cuento de hadas sobre patitos, que encontraron un gran lago y charlaron alegremente con sus patitas.

La natación es una gran manera de endurecer. En el verano, asegúrate de ir con el niño al río, déjalo correr descalzo en la arena, deja los guijarros y golpea el agua. Si esto no es posible, entonces inscríbase en la piscina, tome el sol en la playa de la ciudad. El aire fresco es vital para el niño, trate de caminar diariamente al parque, también tiene un buen efecto sobre la inmunidad.

Fitoterapia

Con el inicio del período otoño-invierno, el riesgo de enfermar aumenta muchas veces. Luego, los adultos comienzan a buscar activamente remedios que aumentan la inmunidad en los niños. Mientras esperas un poco para encontrar drogas, hay miles de años de experiencia de herbolarios, que pueden ayudarte perfectamente. Especialmente adecuadas para la inmunidad infantil son las flores de manzanilla, el bálsamo de limón y la menta. Estas hierbas se pueden preparar juntas o por separado, mezcladas con azúcar o jugo de frutas. Otra buena ayudante de mamá será el té de sauce, las flores de castaño y el tilo. Para que al niño le resulte más fácil tomar una poción saludable, prepare una bebida de varios ingredientes de la lista y agregue 1 cucharada. Cuchara tres veces al día. Por separado, puede hacer la hierba de San Juan o la Caléndula, un pequeño sorbo después de una comida limpia las amígdalas y las membranas mucosas de la boca.

Un remedio poderoso es el rizoma de la raíz dorada. La raíz debe secarse, triturarse en polvo y luego agregarse a la leche en una pizca por la mañana. Es recomendable beber con el estómago vacío. Además, use un cóctel de verduras verdes y hierbas. No es fácil persuadir a un niño para que tome incluso una cuchara, pero es un almacén de sustancias útiles.

Otro excelente inmunomodulador natural es la conocida raíz de peonía. Debe tomarse antes de que el niño esté listo para irse a dormir. Si tienes una casa de campo, entonces crece otra planta maravillosa: la grosella negra habitual. Una cucharada de hojas secas en la sombra es suficiente para verter un vaso de agua hirviendo, agregar un poco de limón y miel, y la bebida está lista para aumentar la inmunidad. Todas estas hierbas, que aumentan la inmunidad en niños y adultos, pueden usarse de forma independiente, no causarán daño a la salud y, si se usan de forma regular, tendrán un buen efecto.

Es necesario mencionar otro remedio disponible: los granos germinados de trigo o centeno. Solo deberá extender las semillas en un paño húmedo y cubrir la parte superior con una gasa sumergida en agua. En el segundo día, las semillas girarán, se deben comer frescas, cinco granos cada una, cuatro veces al día.

No es necesario ser médico para saber cómo fortalecer la inmunidad en los niños. Utilizando todo el arsenal mencionado: nutrición saludable, suplementos vitamínicos (naturales o de farmacia), caminatas regulares, cumplimiento del régimen diario con un descanso adecuado, endurecimiento y toma de decocciones de hierbas reafirmantes, puede estar tranquilo para la salud de su hijo. Hay otra herramienta excelente que se puede incluir en la hucha. Las técnicas de masaje están enraizadas en la antigüedad, tocar la piel da sensaciones agradables y estimula el flujo de sangre a los tejidos, evocando inmunidad.

El masaje en la zona de las palmas de las manos y los pies funciona especialmente bien, no es sin razón que se recomienda a los bebés que entreguen bolsas de cereales en sus manos para que los puedan recoger, y que los niños mayores los dejen caminar descalzos sobre la arena y los guijarros. Para el invierno, compre una esterilla de masaje especial para que en clima frío pueda estimular los puntos de acupuntura. Se puede hacer de forma independiente cosiendo todo tipo de botones grandes y cuentas en la tela.

Y en verano puedes recoger guijarros lisos y redondos. Y luego, en el invierno, haga lo siguiente: caliéntelos ligeramente en el horno y vierta agua con sal marina. Ponlos en la palangana. Ahora puedes caminar sobre ellos y construir torres de ellos. Recuerda sobre ejercicios divertidos de gimnasia con los dedos Completarán orgánicamente un masaje y también tendrán un buen efecto sobre la inmunidad en los niños. El fortalecimiento ocurrirá incluso a expensas del ambiente divertido que se desarrolla durante estas sesiones.

Medicamentos

Desafortunadamente, sucede que incluso si se cumplen todas estas condiciones, las enfermedades no se pueden evitar. Pero esto no significa que la inmunidad en los niños sea débil. Si el resfriado no se repite con más frecuencia 6 veces al año, no ocurre con complicaciones graves, entonces no es necesario recurrir a los medicamentos. En cualquier caso, siempre y cuando no hayas probado todos los métodos anteriores. Los padres deben ser alertados no solo de los resfriados frecuentes, sino también del curso de la enfermedad sin fiebre. Esta es una señal de que el sistema inmunológico no incluye los mecanismos necesarios. Las farmacias de hoy ofrecen la opción más rica de medicamentos inmunoestimulantes (modelos). Intentemos juntos entender esta diversidad.

La mayoría de las veces, durante el período de otoño-invierno, los médicos recomiendan productos que aumentan la actividad del sistema inmunológico y fortalecen la capacidad del cuerpo para resistir las infecciones. Estos son Interferon, Immunal, Viferon, Cycloferon, Anaferon y muchas otras drogas. Para ser justos, se debe tener en cuenta que no hay datos confiables sobre su efectividad en la actualidad. Es decir, al administrar estos medicamentos a un niño, organizamos un experimento junto con los médicos. Sin embargo, los pediatras a menudo recetan estos medicamentos en la etapa inicial de una enfermedad viral para estimular la producción de interferón por parte del propio cuerpo y lograr una rápida recuperación. Estos fondos son muy populares para la prevención, durante el período en que el niño entra en contacto con una persona enferma. La forma más conveniente son las velas que aumentan la inmunidad. Para los niños, el embalaje especial está disponible con una dosis más baja.

Otro grupo grande son las preparaciones bacterianas. Contienen microdosis de patógenos de enfermedades infecciosas: estreptococos, neumococos y otros. No se pueden usar cuando el niño ya está enfermo, funcionan como una vacuna, enseñando al cuerpo a lidiar con estas enfermedades. Puede llamarse "IRS-19", "Bronkhomunal", "Imudan". Estas drogas, que aumentan la inmunidad en los niños, funcionan bien, pero usted no puede prescribirlas usted mismo. ¡Asegúrese de consultar a un especialista para no dañar el sistema inmunológico!

El tercer grupo es familiar para todas las madres y se vende en una farmacia libremente. Estos son inmunoestimulantes de origen vegetal. Echinacea purpurea es lo primero. Pero no siempre ese tratamiento es exitoso. Esto confirma una vez más la necesidad de un examen por médicos competentes. En segundo lugar están las preparaciones de ginseng, limoncillo chino y preparaciones similares. ¿Cuál es su menos? No le dan nada al cuerpo, solo estimulan y refuerzan el sistema inmunológico. Esto puede afectar gravemente la condición general del niño y retrasar el período de recuperación.

Resumamos

Fortalecer el sistema inmunológico del bebé, la tarea de toda madre. Y la clave para la salud no es una píldora maravillosa, sino un complejo completo, que incluye nutrición saludable, endurecimiento, caminar y practicar deportes. Prescriba fondos especiales si el médico después de la encuesta y la inmunodeficiencia establecida. Incluso si su hijo a menudo está enfermo, no se apresure a pedirle a un farmacéutico que compre cajas hermosas. Solo un enfoque sistemático integrado fortalecerá el sistema inmunológico y evitará los resfriados en la nueva temporada.

¿Cómo elegir un remedio para aumentar la inmunidad de los niños?

Los padres que cuidan siempre están tratando de encontrar la manera más segura de fortalecer el sistema inmunológico del niño. En algunos casos, al aumentar la cantidad de fruta en la dieta, paseos más frecuentes en el aire fresco. Los preparativos para aumentar la inmunidad en los niños son realmente necesarios si:

  1. Diagnosticado por un especialista en inmunodeficiencia.
  2. Se excluyeron todas las causas posibles de inmunidad reducida y no se observó el aumento de las funciones de protección.
  3. Se observaron condiciones adicionales para aumentar la inmunidad (nutrición equilibrada, endurecimiento, complejos de vitaminas, recetas caseras populares), pero no hubo un efecto positivo.
  4. La edad es adecuada para el uso de inmunocorrectores.

Para elegir el medicamento adecuado para aumentar la inmunidad solo puede un médico, según los resultados del diagnóstico. Él determinará el régimen de tratamiento, la dosis, según la edad del niño, el grado de inmunodeficiencia. El tipo de inmunopreparación debe corresponder necesariamente a la enfermedad, por ejemplo, cuando ARVI necesita medicamentos a base de hierbas o preparaciones de interferón. El último solo ayudará contra las infecciones virales respiratorias, mientras que el primero puede usarse como profilaxis.

Origen vegetal

Este tipo de medicamento se fabrica en base a plantas que tienen propiedades inmunoestimulantes y adaptogénicas. Los preparativos para mejorar la inmunidad para los niños de este grupo están representados por medicamentos tan conocidos:

  • Inmunal,
  • Chino De Limoncillo,
  • preparaciones de ginseng
  • Echinacea morado.

Estos medicamentos son un buen agente antiviral para los niños. Se administran para el tratamiento de la enfermedad en sí o como medida preventiva. La medicación será efectiva en otoño e invierno, cuando ocurran epidemias de enfermedades catarrales. Usted puede dar una bebida inmune antes de enviar al niño a la guardería. El curso de ingreso profiláctico no debe exceder de dos meses.

Origen bacteriano

Este grupo de medicamentos es similar en principio a la vacunación: el medicamento contiene fragmentos de varios patógenos (neumococo, estafilococo, estreptococo, hemófilo bacilo), que no pueden dañar el cuerpo del niño, pero hacen que desarrollen anticuerpos. Entre las drogas para aumentar la inmunidad en los niños son populares:

La acción de estos fondos tiene como objetivo mantener la inmunidad general y local, se recomienda utilizarlos en el tratamiento de infecciones respiratorias agudas, enfermedades crónicas ENT (sinusitis, faringitis, amigdalitis). Se demostró durante la investigación que el grupo bacteriano de inmunopreparaciones aumenta la eficacia de las vacunaciones. Por esta razón, el médico puede recomendar que estos medicamentos se administren a una persona durante la vacunación.

Con acido nucleico

Los médicos estudiaron de cerca esta sustancia, en 1892 apareció la literatura científica, que indicaba que el ácido nucleico es capaz de fortalecer las funciones protectoras del cuerpo. Se usó para tratar el ántrax, el lupus sistémico, la difteria y la tuberculosis. Ahora el medicamento se usa para la prevención de infecciones virales, bacterianas, inmunodeficiencia. Está prohibido su uso en caso de una reacción alérgica a los componentes de la sustancia, durante el embarazo y la lactancia. Medicinas populares de este grupo:

Interferón inmune

El ingrediente activo activo tiene la capacidad de bloquear, inhibir el desarrollo de infecciones virales. El interferón se usa a menudo para fortalecer el sistema inmunológico en niños que sufren de ARVI. Si comienza a tomar un inmunomodulador de este grupo a tiempo, por ejemplo, Viferon, existe la posibilidad de reducir significativamente la duración del período de la enfermedad, la probabilidad de complicaciones. Para lograr la máxima eficiencia, se recomienda tomar un grupo de interferones en las primeras horas de la manifestación de la enfermedad. Puede aumentar su defensa inmunológica utilizando los siguientes medicamentos:

  1. Viferon. Puede ser liberado en forma de ungüento, pero se usa más a menudo en forma de velas para la administración rectal.
  2. Arbidol. Disponible en forma de comprimidos de 100, 50 mg. Puede ser asignado a niños a partir de 2 años.
  3. Grippferon Agente antiviral eficaz que puede ayudar a hacer frente a la inflamación, los microbios. Actúa como estimulador de la producción de su propio interferón.
  4. Anaferon Una buena herramienta que se puede asignar a los bebés a partir de 1 mes.

Preparaciones inmunoestimulantes del timo.

Por primera vez, las drogas de este grupo fueron utilizadas por la investigadora Alice Sandberg. Los extractos de la glándula del timo (glándula del timo) tienen un efecto positivo en todo el cuerpo humano. Son capaces de ayudar en la lucha contra enfermedades graves, mejorar la inmunidad. El timo mismo es responsable del trabajo del sistema inmunológico, por lo que su extracto estimula el trabajo de los mecanismos de defensa y ayuda a restaurarlos.

Para crear una medicación se utilizan las terneras timo. El régimen de tratamiento generalmente se diseña para 3-5 semanas. Si la mejora no llega, vuelva a aplicar. Prescriba estos medicamentos para niños, si es necesario, inmunoterapia activa. Un médico debe nombrarlos. Entre las drogas son populares:

Mejorar la inmunidad específica

Para la formación de inmunidad específica para niños en un horario especial específico para la edad (y en algunos casos según un individuo), se lleva a cabo la vacunación. La inmunidad artificial, desarrollada en el cuerpo del niño después de la vacunación, protege a los niños de enfermedades peligrosas. En la actualidad, hay frecuentes discusiones en los medios sobre la utilidad de las vacunas, y muchos padres, bajo su influencia, se niegan a vacunar a sus hijos.

Según las estadísticas, los niños vacunados sufren menos que no vacunados. Además, la incidencia de enfermedades tan graves como la difteria y la poliomielitis ha aumentado. Una enfermedad que resulte del rechazo de la vacuna causará mucho más daño a la salud del niño que la vacuna misma, incluso si está acompañada de complicaciones. Por lo tanto, los padres, antes de buscar medicamentos que aumentan la inmunidad, deben vacunar a sus hijos.

Consejos y trucos

Hay muchos consejos para fortalecer los remedios populares del sistema inmunológico. Хотя они чаще всего и не имеют выраженных побочных действий, применять их для детей все же нужно по согласованию с педиатром.

Народная медицина рекомендует для укрепления иммунитета:

    • заменить напитки (кроме молочных продуктов) отваром шиповника,
    • Después de comer, tome té de hierbas (de manzanilla, menta, rosa mosqueta y caléndula): desinfecta las amígdalas y elimina los restos de alimentos.
    • en el verano es útil alimentar a un niño con una decocción de avena (granos, no cereales) durante un mes como tratamiento profiláctico; después de ajustar la dosis con el pediatra, la decocción puede causar alivio de las heces.
    • para endurecer la garganta del niño: acostumbrarlo gradualmente a las bebidas frías,
    • Pique (o muela en una licuadora) las pasas, los limones y las nueces en partes iguales y mézclelos con miel, dele 1-2 cucharaditas al niño. tres veces al día
    • mientras se cepilla los dientes, haga el siguiente ejercicio: extienda la barbilla con la punta de la lengua y manténgala durante 10 segundos. Con este simple ejercicio, se mejora la circulación sanguínea en la garganta y se limpian las amígdalas.
    • 1 cucharadita Las hojas de perejil proporcionarán al niño un suministro diario de minerales y vitaminas, el perejil se debe agregar a las sopas, ensaladas,
    • La miel es útil para mejorar la inmunidad, pero está contraindicada para niños con manifestaciones alérgicas, es mejor usar miel de lima y trigo sarraceno para este propósito por 1 cucharadita. 2 p. en una semana

Se utilizan para mejorar la inmunidad y los medicamentos homeopáticos, pero deben ser seleccionados individualmente por un médico homeopático con experiencia.

Currículum para padres

El sistema inmunológico es un mecanismo bastante complicado y delicado para proteger a un niño de las infecciones. La formación final de la misma termina en la adolescencia. Los padres pueden tomar medidas de forma independiente para aumentar solo la inmunidad no específica, proporcionando al niño las condiciones necesarias para el desarrollo normal. Solo un médico debe tratar las cuestiones de mejorar o fortalecer la inmunidad específica en los niños. La iniciativa de los padres y las acciones independientes para mejorar la inmunidad del niño no pueden traer beneficios, sino daños.

Cual medico contactar

Sobre los temas de fortalecimiento de la inmunidad del niño, los padres consultarán a un pediatra y un inmunólogo. Además, se puede designar un examen de especialistas que ayudarán a identificar la causa de la inmunodeficiencia y la eliminarán: médico ORL, dentista, especialista en enfermedades infecciosas. También es útil consultar a un nutricionista sobre el tema de la nutrición adecuada de un niño con un sistema inmunitario debilitado.

Loading...